Docentes se reúnen para exigir que se esclarezca la muerte de la bibliotecaria

Locales 09/05/2017
Rosario - Para el dirigente de Amsafé Rosario Gustavo Terés, "la Justicia debe investiguar con más profundidad" lo sucedido en la comisaría 10ª.


Miembros de la comunidad educativa se reunirán hoy en la sede de Amsafé Rosario para juntar elementos y pensar estrategias que sirvan para esclarecer la muerte de María de los Angeles Paris, la bibliotecaria de la escuela Gurruchaga que el miércoles pasado falleció en la comisaría 10ª de barrio Alberdi. Después de que el Ministerio de Seguridad deslindara de responsabilidades a la policía y que la fiscalía no descartara iniciar acciones contra los uniformados por el trato que la mujer recibió en la seccional, el secretario general de Amsafé Rosario, Gustavo Terés fue contundente: "No se puede naturalizar la muerte de ninguna persona dentro de una comisaría".

El encuentro reunirá a docentes de todos los niveles de la escuela Gurruchaga (donde trabajaba Paris), representantes gremiales y miembros de la Asociación de Bibliotecarios de Rosario . Será hoy, a última hora de la tarde, en la sede sindical de Catamarca 2332.

"Estamos recogiendo elementos para ver qué es lo que realmente pasó", sostuvo Terés. "Lo primero que hay que desmontar es el escenario de una mujer desbordada, paciente psiquiátrica, porque no es así. A partir de ahí hay una cantidad de interrogantes que deben ser esclarecidas".

A lo que Terés hizo referencia es a las primeras informaciones que se dieron a conocer desde la investigación acerca de la muerte de Paris: que había llegado muy alterada a la seccional de Darragueira al 1100 para hacer una denuncia por una tentativa de robo, que en algún momento salió corriendo, que la siguieron y la volvieron a llevar a la comisaría, y que la dejaron en una sala aislada, donde luego apareció muerta en circunstancias poco claras.

El informe preliminar de la autopsia dio cuenta de la posible causa de muerte: "un paro cardiorrespiratorio posiblemente generado por la ingesta de alguna sustancia". Además, los pesquisas dieron cuenta de otro dato que fue negado de plano por la familia de la víctima: que padecía esquizofrenia.

Desde la comunidad educativa también negaron esa versión y describieron a la bibliotecaria como una persona muy calma con una importante participación gremial. De hecho, formaba parte de la comisión directiva de la Asociación de Bibliotecarios de Rosario.

"Necesitamos una explicación más certera porque se trata de una persona que va a hacer una denuncia a una comisaría, termina esposada y después muere. Hubo una serie de sucesos poco claros que necesitan un esclarecimiento más certero. Nos interesa que la Justicia investigue con mayor profundidad", enfatizó el gremialista.

Desde Fiscalía indicaron que durante el fin de semana se entrevistaron a varios testigos de lo sucedido ese miércoles y que hoy se tomarán mas declaraciones. También se están relevando las cámaras de seguridad de la zona y se espera el resultado de las pericias toxicológicas, que demorarán al menos dos semanas.

 

Te puede interesar

 

Te puede interesar