"Por ahora no te censuro pero puedo hacerlo"

Editoriales 09/06/2016
Este es el claro mensaje que se viene dando a todos pero en especial a quienes tratamos de informar mas allá de la presión de las pautas millonarias con que los gobiernos aprietan a la prensa y logran transformarla en meros medios de propaganda. Esto se vio reflejado en el artículo 85 del proyecto de “Blanqueo” y en el Decreto de la gobernadora de Buenos Aires.
Macri_Eugenia_Vidal.jpg_1328648940
PROYECTOS PRO - Macri y Vidal en sintonía con la pretendida censura.

La falta de control sobre las redes sociales en especial desvela a los gobernantes en el mundo y tratan por todos los medios de lograr alzarse con el último vestigio de “libertad” pleno que se da en Internet para resistir la maquinaria de mentiras que los poderes mundiales nos aplican.

Esta semana pudimos ver un feroz capitulo sobre este tema y esta dado en dos anuncios muy claro de “a donde vamos”. Uno es el artículo 85 del proyecto oficial sobre Ley de Blanqueo y el otro el decreto firmado por la gobernadora de Buenos Aires que penalizaba en igual sentido al anterior a “quienes revelaran datos sobre “evasores y/o blanqueadores futuros” o a “quienes publiquen sobre declaraciones patrimoniales de funcionarios bonaerenses”. El del gobierno nacional esperaba un ley del Congreso Nacional; en cambio el decreto bonaerense penalizaba desde ese nivel (una aberración jurídica) de una funcionaria de cabotaje pero importante. En síntesis ambos contradijeron al derecho a la “libertad de prensa”, el “derecho a la información” de la comunidad y las “garantías para que desempeñemos nuestro trabajo periodístico”.

Ambas acciones del sector gobernante de “Cambiemos” fueron borrados, el primero en la discusión previa y el otro con otro decreto de María Eugenia Vidal corrigiendo otro “error” según lo calificaron. Dejaríamos de ser sinceros si no advirtiéramos que este no es el primero ni el último intento o logro de censura en nuestro país que también repudiamos y no olvidamos.

Ahora la pregunta es: ¿Se equivocan y nos muestran que son capaces de admitir el error y CAMBIAR?

Creemos sinceramente que no. Que en realidad estos actores de la política nos dicen con claridad “Por ahora no te censuro pero puedo hacerlo” y eso es una clara amenaza intolerable a los ciudadanos todos y el periodismo en particular que utilizamos el ultimo resquicio de libertad que nos ofrecen las nuevas tecnologías lejos del reparto abusivo, arbitrario y discrecional de la poderosa pauta propagandística oficial y las presiones de sus funcionarios.

Desde E24 seguiremos informando de acuerdo a nuestras convicciones y disfrutando de la libertad con la responsabilidad que podamos demostrar en beneficio de la comunidad sin importar presiones o persecuciones. Nuestra historia como Nación donde muchos dejaron todo para que vivamos en libertad nos obliga a ello y lo aceptamos sin beneficio de inventario.

 

Te puede interesar

 

Te puede interesar